BLOG EN OBRAS.

Disculpad las molestias

lunes, 30 de abril de 2012

BARCELONA GÓTICA. 8 Escritores catalanes en clave de cuento


Autor: Varios autores.


El barrio Gótico de Barcelona es el nexo de unión de estos ocho relatos que conforman una exquisita antología que describe los entresijos del corazón de una ciudad única. Ocho relatos que muestran la compleja personalidad de la Ciudad Condal, desde su lado más sórdido y peligroso hasta su aspecto más tierno y solidario. Los diversos autores que forman parte de esta selección han sabido reunir en este libro, algunas de las pequeñas y grandes historias que han marcado la vida de la ciudad desde la época romana hasta la primavera del 15-M. Historias que reflejan el esplendoroso pasado y el turbulento presente de una de las ciudades más emblemáticas de Europa.



OPINIÓN de Carolina Márquez Rojas

Cada vez están más de moda las antologías. Son un buen recurso para empezar a conocer a aquellos autores de los cuales no se ha leído nada, bien porque son desconocidos (para algunos), bien porque son noveles y empiezan su camino en el difícil mundo de la literatura.
Además, los relatos cortos son ideales para leer en momentos en que apenas se dispone de tiempo para hacerlo: durante un trayecto corto en el metro o en el bus, antes de que te llamen para la visita en el médico, o en la cola de alguna administración para tramitar "papeles". Cualquier rato es bueno para ir descubriendo a esos autores sin romper el ritmo de la lectura que necesariamente tienes que interrumpir en una novela larga.
Cada historia es independiente pero en una antología los relatos suelen tener un nexo de unión común que los aúna y envuelve, que les da su razón de ser y para el que fueron escritos. Un nexo que a veces consiste en referirse a un mismo género, a un tema en concreto o a un lugar en especial.
"Barcelona Gótica" se refiere a este último punto. Como su título indica, ese nexo en común es ni más ni menos que la Ciudad Condal y específicamente su barrio gótico, un lugar lleno de historias y con una magia muy especial que solo quien lo conoce y ha paseado por sus calles sabe apreciar.

Así pues, cada relato tiene como punto de referencia la Barcelona gótica y sus calles, con sus particularidades y su idiosincrasia, sus gentes y su encanto. Todos los relatos describen esa Barcelona a través de géneros diferentes y con el estilo particular de cada uno de los escritores participantes. El resultado son ocho cuentos que buscan dar a conocer un barrio emblemático a través de la imaginación y la sorpresa en sus respectivos finales.

Francisco Melero en "Esplendoroso pasado" nos introduce en la ciudad a través de una historia que revela los secretos de la arquitectura del barrio, enlazando el pasado y el presente histórico.
"Los cuervos" de Angelique Pfitzner nos muestra la realidad más sórdida y el lado más oscuro de la ciudad a través de su estilo negro e inquietante.
José Vaccaro Ruiz descubre su vertiente más tierna con "La nena", un relato muy alejado de su estilo habitual pero que conmueve y plantea un hecho que se reproduce en todas las grandes ciudades: la soledad de los ancianos.
En "Tempus fugit", Jordi Pereyra nos ofrece una historia muy divertida, un viaje en el tiempo (un género, el de la ciencia-ficción al que está acostumbrado) y que es una reflexión sobre la falta de comunicación entre las personas que viven en una gran ciudad.
Belén Márquez nos trae otra historia divertida con "La Reina de África", el robo de un diamante que constituye la excusa perfecta para recorrer las calles más conocidas del barrio.
"La melodía celta" de Ramón Valls Bausá nos cuenta la realidad de los músicos callejeros y de aquellos que tocan en las profundidades del metro, verdaderos artistas con talento, la mayoría. Un relato sorprendente y muy bien construído, con el que mujeres y hombres se sentirán identificados en cuanto a las relaciones sentimentales que se establecen entre ellos.
Elena Marzo nos inquieta con "La intrusa", una reflexión sobre los fantasmas en los que a veces se convierten los personajes creados por el escritor y que le acompañan mientras viva.
Y por último, pero no por ello menos importante, el relato de Munts Puig, "No estás sola" nos lleva a los últimos acontecimientos del 15-M y el movimiento de los "indignados", porque la actualidad forma parte también de un barrio con mucha historia.

Espero sinceramente que disfrutéis de estos pequeños-grandes relatos como yo lo he hecho.
Hasta la próxima antología...

CAROLINA MÁRQUEZ ROJAS


martes, 24 de abril de 2012

Crónica del día de Sant Jordi, 23 de abril de 2012


    Siete de la mañana en punto, suena el despertador (parece el inicio de una mala novela). No soy perezosa pero estoy destrozada por mi trabajo y me vuelvo a sumergir en el sueño sólo un minuto y diez segundos más -los segundos son importantes también-. Cuando me decido a abrir los ojos son las siete y cincuenta y ¡mierda!, mi hermana me espera para montar el stand de la asociación country La Torre para vender libros de segunda mano y por primera vez en Sant Jordi, el stand de la asociación de escritores "La Destilería", para vender los libros publicados de los escritores miembros, a los que debemos apoyar e impulsar. Como ya llego tarde, me preparo mi café, me doy una ducha y, muerta de sueño, intento ponerme mona. Eso lleva su tiempo, pues ya no soy una niña, y aunque no suelo maquillarme sí he de estar presentable, que viene la tele y no puede pillarme "con estos pelos". A las ocho y treinta ya está Belén llamándome, que a ver dónde cóño estoy, que si habíamos quedado y no, y... si, si, espérate, que tengo que eliminar mis ojeras... Me apaño como puedo, cojo mi bolso, la agenda, me repeino sin mirarme al espejo y salgo pitando para la plaza, donde me encuentro a mi querida hermana peleándose con la carpa del stand. Voy a obviar el proceso de montaje de dicha carpa, en el cual nos ayudó un amigo. Si bien los escritores ideamos historias que son rompecabezas y las piezas las ensamblamos en nuestras mentes, somos incapaces de realizar trabajos "manuales", salvo aporrear el teclado del ordenador o manejar un bolígrafo para escribir notas en los sitios más insospechados. Muchos de nosotros tenemos que escribir allá donde nos pille la inspiración y echamos mano de lo que sea, incluso un trozo de ladrillo como soporte y un lápiz de labios para escribir (los hombres imagino que utilizarán otra cosa, no sé, ya preguntaré).

     El día fue fantástico. Vendimos muchos libros de segunda mano, muchos de ellos me pertenecían y los doné a la asociación country para recaudar fondos. No hay nada peor para alguien que ama los libros que desprenderse de parte de su biblioteca, pero ya no me queda apenas espacio y debo dar paso a nuevas publicaciones. Únicamente conservo libros excepcionales y clásicos que marcaron mi vida de una forma u otra, así como aquellas obras dedicadas por sus autores (soy frikki literaria, ¿y qué?). Ver cómo se compran libros que llevan tu nombre, la fecha en la que los leíste y que se los lleva un desconocido para no volverlos a ver jamás es un dolor profundo en el corazón. Sé que estarán en buenas manos y que los cuidarán como yo, pero esa espina no me la quitará nadie mientras viva, aunque esto suene a tragedia clásica. Algunos he podido recuperarlos pero otros los he perdido para siempre. La imagen con la que me quedo es con la de una amiga de mi sobrino, jovencísima, que apenas podía cargar con más de diez libros entre sus brazos, la mayoría míos. La amplia sonrisa con la que se marchaba a su casa compensó las lágrimas derramadas por separarme de mis amigos. Para que luego digan que la juventud de este país no lee... Al menos sé, y eso me llena de satisfacción, que he contribuído a que otras personas disfruten y sueñen con historias que han marcado mi vida y con las que aprendí a ser persona, con las que conocí otros mundos, comprendí otros puntos de vista, viví aventuras emocionantes muy lejos de mi realidad, hicieron de mí una persona tolerante, más culta y más abierta... En definitiva: los libros me hicieron crecer como persona y me dotaron de un alma libre capaz de tener opiniones, pensamientos, llenándome de alegría cada vez que me sumergía en ellos. Pero lo que es más importante: todo cuanto he leído me ha hecho fuerte para atreverme a decir lo que pienso y a defenderlo con argumentos, sin titubear, sintiéndome muy segura de mí misma. Creo que no existe mejor escuela ni mejor educador para formarse como persona que un buen libro.

    Estoy empezando a divagar, así que continúo con la crónica de este día tan especial para mí. A mediodía Radio Ona La Torre entrevistó a dos escritores miembros de La Destilería: Ramón y Belén, en directo a través del 107.0 FM y el TAC 12, la televisión comarcal, hizo lo propio pero en diferido, así que ya pondré el enlace al programa más adelante. Amando no pudo ser entrevistado pues en esos momentos firmaba ejemplares en la Llibrería Adserà (Tarragona), pero se unió a nosotros para firmar en Torredembarra más tarde. La asociación de escritores "La Destilería" se estrenó este año. En su primer Sant Jordi hemos vendido unas cuantas novelas, muy poco para quien esté acostumbrado a vender, pero para nosotros supone una alegría inmensa. Yo hice "patria" y compré dos ejemplares, pasando de best sellers y superventas que en nada contribuyen a mis objetivos de lectura, además de que debo ser la primera en dar ejemplo y apoyar e impulsar un proyecto en el que creo firmemente. El ránking de ventas quedó en empate entre Amando Lacueva, Ramón Valls y Belén Márquez, con unos cuantos ejemplares vendidos cada uno, a los que hay que añadir los ejemplares de la antología en las que participan Belén y Ramón. He de comentar una cosa anecdótica y curiosa que me hace creer aun más en la magia de Sant Jordi: todos los libros vendidos fueron de autores presentes en el stand firmando. Se vendieron incluso sin estar allí en muchos momentos debido a otros compromisos, pero esos minutos que dedicaron a estar allí promocionando sus libros parece que dieron fuerza a sus portadas iluminándolas con un aura irresistible que atrajo a lectores y compraron sus libros. Y es que yo siempre he pensado que no existe nadie en el mundo mejor que el autor para vender su libro. El vínculo de un escritor con su novela es lo que provoca esta magia que hace destacar sus obras por encima de las demás y atraer a los lectores.

     Lo más divertido del día fue encontrar viejos papeles en los libros de segunda mano: al pasar las páginas de los libros para comprobar su estado descubrimos documentos como... bueno, ya os contaré: joyas impagables, pero de eso hablaré en otra nota muy pronto (titulada "El encanto del libro de segunda mano"), ya que sería muy extenso para esta nota y me gustaría hablar de todo lo que encontramos en un artículo aparte.

     Las anécdotas del día, divertidas, cómo no. Os cuento las mejores:

     *Un grupo de disminuidos psíquicos que vendían rosas realizadas con cintas y cápsulas de café recicladas (increíbles y preciosas), se para frente al stand. Una chica señala "La guerra del francés" de Amando Lacueva y me dice:
     -Yo la he leído y me ha gustado mucho.
     Le respondo:
     -A las tres de la tarde viene Amando y te firma la novela.
     Me contesta:
     -No puedo traerla, la novela es de la biblioteca.
     Aquí se me puso un careto de aquellos "ternura en mode on" y ganas de dar gracias eternas a Dios o a quien sea por estos momentos. Ojalá hubiera podido regalarle el libro si mi economía lo permitiera.

     *Una escuela del pueblo trae a un grupo de críos de 4-5 años para que vivan el día de Sant Jordi. Las caritas de los niños con las barbillas apoyadas en los libros expuestos era para hacerles una foto antológica, estaban preciosos devorando los libros con la mirada, pero lo mejor vino cuando uno de ellos señala "Jurassic Park" de Michael Crichton y suelta: -Estos están todos muertooooosssssss....

     *Una mamá paseando con un niño "tocalotodo":
    -Deja los libros, que son para comprar.
     No pude evitarlo y le dije a la señora entre dientes:
    -Los libros no son para comprar, son para leer. La compra es sólo un trámite y a veces, ni eso.
     Evidentemente ni me escuchó, tampoco me importó que lo hiciera pero horas más tarde una señora muy mayor pasó por el stand y comentó:
     -Total, esto solo son libros para leer.
     A lo que le contesté:
     -Pues total, cómprelos para nivelar las patas de la mesa o para que le hagan juego con las cortinas...
     Evidentemente no iba a comprar ninguno pero yo me quedé a gusto, no puedo contenerme ante estos despropósitos y nadie podía ni conseguiría aguarme la fiesta, ya sabemos que hay gente que no aprecia la lectura ni aunque su vida dependiera de ello.
     Así transcurrió el día, entre ventas, risas, algunas cervezas y cafés, anécdotas y charlas siempre interesantes con los amigos y escritores que por allí se pasearon y estuvieron con nosotros. Gracias a Amando Lacueva, a Ramón Valls (por estar presentes firmando) y a mi hermana Belén, por lo mismo y por organizarlo todo.
     Me llevo a casa libros de todos ellos, cómics de Mortadelo y Filemón y libros de segunda mano que he conseguido recuperar. Un gran Sant Jordi en el que tanto mi dragón Lyodrán como yo hemos quedado enormemente satisfechos y hemos aprendido muchas cosas. Me llevo también tres rosas: una de jabón, otra hecha con cintas y una fabricada con cartones de huevos pintada por la "canalla" (los chiquillos) de los castellers Nois de La Torre. La imaginación al poder. También me han regalado un brote de pino para plantar, alucinante. Me han quedado muchas cosas por contar pero lo haré, os lo prometo. También os prometo fotos.
     Hasta el año que viene. Ya estoy deseando el próximo Sant Jordi... felices lecturas.

     Carolina, El Halcón.

miércoles, 4 de abril de 2012

Revelación


Revelación
Autor: Anissa B. Damom
Editorial Ámbar
ISBN: 978-84-92687-51-0
427 páginas








SINOPSIS

No te dejes llevar por el corazón.

Sí, se dice lo contrario, se habla de los hermoso que puede ser dejarse arrastrar por los sentimientos, que actúe el corazón y no la mente, pero guiarte por las emociones en un mundo donde todo parece corrompido puede costarte mucho más que tu propia alma.

Aquí, la lealtad o el amor parecen relativos; la inmortalidad los vuelve efímeros. Lo que hoy es hermoso, mañana parece marchitado de modo que pensar en el futuro se vuelve inútil e irresponsable. Solo queda la mente, la fría y calculadora mente, endurecer el corazón y no fiarse de nada ni de nadie, Al fin y al cabo, del amor al odio... no hay más que un paso.

OPINION DE BELÉN MÁRQUEZ


Tenía muchísimas ganas de leer este libro ya que su primera parte, Éxodo, me encantó y la encontré muy original; por eso me duele decir que me ha defraudado y os voy a explicar el por qué.

No quiero que nadie piense que el libro es malo. ¡Ojo! Sólo he leído reseñas positivas y la historia sigue estando bien: es dura, su autora marca un ritmo trepidante que te absorbe y que te invita a devorar su lectura y los personajes siguen ahí, fieles a sus ideas y a sus personalidades. Entonces… ¿qué es lo que he encontrado a faltar?

Por un lado, la historia no evoluciona. Devoramos más de cuatrocientas páginas esperando que la historia se desarrolle a un nuevo plano pero no lo hace. Es más de lo mismo. Ya ni siquiera hay un tira y afloja entre sus protagonistas sino que, de repente, y sin motivo aparente, la relación se rompe y se convierten en enemigos mortales. Sé que habrá personas a quienes les encante ese amor que todo lo puede y que destruye barreras pero yo no lo entiendo. No comprendo cómo alguien puede estar al borde de la muerte y siga amando a la persona que ha intentado asesinarla.

Creo que hay demasiados personajes ambiguos, que son enemigos y ahora parece que quieren ayudar a nuestra protagonista. Uno o dos están bien pero más…. No sabes ya si este es bueno o es malo, demasiada confusión no intensifica la trama, la pierde… También creo que esta vez, Anissa ha cuidado poco su prosa y tiene algunos fallos de redundancia como la que encontramos, por ejemplo, en la página 199 y que transcribo ahora:
Todo ocurrió en segundos. Me lancé hacia fuera, ya casi había salido, pero una pálida mano apareció de su interior y me aferró con fuerza. Acosada por el pánico, lo atraje hacia mí con fuerza, para que me soltara, pero en vez de eso, comenzó a arrastrarme hacia él, al interior. Me aferré con fuerza a todo lo que encontré, intentando contrarrestrar sus músculos. Mis uñas arañaban la piedra, las tejas resbalaban y caían.

Personalmente creo que es una historia que vale la pena. Ha dejado un final abierto que invita a leer su continuación —cosa que espero hacer para poder mejorar esta reseña—, su autora, Anissa, tiene un futuro brillante como escritora siempre y cuando cuide el detalle y no caiga en la monotonía. Este libro podría haber sido más corto y podría haberse ahorrado a unos cuantos personajes que, de momento, no enriquecen la historia ni le dan mayor sentido. Espero que la tercera entrega vuelva a la originalidad de la primera y nos sorprenda con un final preciso y lógico.

Sinceramente, me encantaría saber vuestra opinión.

martes, 3 de abril de 2012

El hilo de Sofía


El hilo de Sofía
18 escritores españoles en clave de cuento
Varios autores
Ediciones Atlantis
ISBN: 978-84-15449-07-02
210 páginas



Diferentes autores consagrados y noveles conjugan géneros y estilos en esta edición en castellano de la antología de título homónimo publicada por la Universidad de Sofía



SINOPSIS

Un asesino que diseca a sus víctimas, una matrioska maltratada, una civilización perdida, una joven muerta en el bosque, un cáliz mágico, un observador muy particular, la caja del destino, un extraño inoportuno, un psiquiatra frente a una pistola, el fantasma de una estación de Metro abandonada, una niña diabólica, una novia vestida de muerte, los recuerdos de la Guerra Civil Española, el maleficio de una bruja, un matrimonio múltiple, un abogado a punto de sufrir un infarto, un escritor acosado, la visión particular de un psiquiatra respecto a la política... 18 narraciones donde la muerte, el misterio, la brujería y la propia Bulgaria son hilos comunes tejidos con la paciencia de una vieja araña.


OPINION DE BELÉN MÁRQUEZ


Cada vez me gustan más las antologías. Hace tiempo les cogí un poco de manía ya que podías encontrar textos verdaderamente infumables. Pero con el tiempo, esto va quedando a un lado. Cada vez las editoriales buscan más calidad a la hora de escoger los relatos que formarán parte de estas antologías crando obras verdaderamente interesantes.

Esto es lo que ocurre en El hilo de Sofía. Dieciocho escritores españoles se unen para narrarnos historias con un hilo común: la ciudad de Sofía.

Suele ser habitual encontrar antologías de género fantástico o de terror; policíacas, románticas… pero lo mejor que tiene El hilo de Sofía es que todos los géneros confluyen en él, dando como resultado una variedad de historias que, pocas veces, tenemos el placer de hallar.

Pero, ¿por qué comprar una antología? Os diré mis motivos: por un lado me gusta, de tanto en tanto, leer historias cortas, ideales para leer en el metro, en el autobús, durante ese incómodo ratito que esperamos nuestro turno en la sala de espera del ambulatorio o, sencillamente, para leer —y terminar— una historia en la cama, antes de ir a dormir. Por otro lado conocemos nuevos autores de los que no habíamos oído hablar nunca, o descubrimos, al fin, a aquellos de los que sí habíamos oído hablar pero que todavía no habíamos tenido oportunidad de leer.

Y así es como descubrimos verdaderas joyas. También es cierto que «para gustos, se hicieron los colores» y que es, prácticamente imposible encontrar una antología en la que todas y cada una de sus historias nos guste, más aún en el caso que nos ocupa ya que la diversidad de géneros, por un lado enriquece su contenido, pero por otro, podemos hallar textos que no nos agraden.

Y ahora me preguntaréis: pero, a ti, ¿cuál te ha gustado más? Y, ciertamente, me ponéis en un compromiso. Pensad que son 18 relatos y que es muy difícil —por no decir imposible— que os gusten todos; eso sí, todos están bien escritos (que también he encontrado alguna antología por ahí que más les vardría haber contratado a un buen corrector de estilo). Pero, lo que sí puedo hacer, después de un par de semanas de haberla leído, es destacar a algunos de ellos, precisamente los que más recuerdo, que son los que realmente han dejado huella.

Destacaré, por ejemplo, la prosa y la manera de narrar de Ulises Hocking (Maleficae), la dulzura y fantasía que desborda la imaginación de A. Victória Vázquez (El cáliz de sangre), la espeluznante historia de J.D. Álvarez (La canción del señor encumbrado) y ¡cómo no! La incomparable mente retorcida de José Vaccaro Ruíz (Jugando a cocinitas) y sus «negras» historias. También me ha gustado mucho el estilo de Francisco Melero (Cherno More) que me ha animado a leer su libro, El Faro del Unicornio, y las oscuras historias de Alberto Soler Monteagud (El regreso de Sullivan) y Jose Luís Muñoz (última cena en Sofía).

Estas son las historias con las que yo me quedo. Ahora os toca a vosotros leer y opinar.

Blood Magic


Blood Magic
Autor: Tessa Gratton
Editorial Montena
ISBN: 978-84-8441-754-5
473 páginas





Te buscará. Te encontrará. Te poseerá.
Con solo una gota de tu sangre, la magia sabrá quién eres...



SINOPSIS

Para Silla y Nick, el cementerio es el centro de todo. Allí se conocieron y allí han visto nacer la magia más poderosa de todas cuantas puedan existir: la que se realiza con hechizos de sangre. Recurriendo a ella todo es posible: desde regenerar una simple hoja muerta... hasta vivir para siempre.

Con la ayuda de un libro de magia que ha llegado a sus manos de forma misteriosa, Nick y Silla irán adentrándose en un mundo oscuro y fascinante que les revelará algunas de las piezas que componen el puzle de sus vidas y su pasado. Pero todavía hay cosas que no saben: alguien les observa de muy cerca y ansía apoderarse de todo cuanto les pertenece.

OPINION DE BELÉN MÁRQUEZ


Estoy sorprendida por la exquisita calidad con la que últimamente Montena —o Random House Mondadori— escoge las historias para su colección ellas.

Blood Magic nos sumerge en el mundo de la magia de un modo original y diferente a como lo hacen otras historias. Aquí, la sangre es la que tiene el poder de obrar; el resto de ingredientes y la voluntad de querer que la magia surja, completarán el círculo necesario para que nuestros deseos se hagan realidad.

Nos encontramos ante una historia de amor y traición; de celos y engaños, llena de misterio con pinceladas de terror que nos hará sentir muchas cosas: desde la pasión que envuelve a nuestra protagonista hasta la ira y la frustración que desprende el personaje de Josephine, no menos importante y el que verdaderamente hace que la historia cobre sentido; aquí no se cuenta una historia sino tres: la de Silla, la de Nicholas y la de Josephine.

Silla es una adolescente que ha vivido marcada por la tragedia de encontrar a sus padres muertos, bañados en un charco de sangre. Un buen día recibe un libro, de manos de un extraño personaje, que le asegura que pertenecía a su padre, un poderoso brujo. A partir de aquí, nuestra protagonista descubrirá que puede hacer cosas imposibles con una simple gota de su sangre.

Nicholas llega al pueblo para establecerse en la casa que perteneció a su abuelo y donde pasó parte de su infancia. Para él, la magia no es desconocida. Los recuerdos que tiene de ella, los hechizos que su madre le enseñaba, son vagos pero están ahí, latentes en su interior, esperando que alguien como Silla los despierte.

Josephine, sin embargo, es un personaje que actúa al margen de esta historia contando la suya propia: la de un ser perdido que encuentra el apoyo en Phillipe, un hombre que la rescató de la pobreza en la que vivía y que le enseñó todos los misterios de la magia.

Las historias de estos tres personajes se van entretejiendo a lo largo del libro. Por un lado tenemos al Silla y a Nicholas, viviendo en su mundo, ajenos al mal que les acecha. Van contando, cada uno de ellos, su propia historia y cada capítulo va alternando a ambos personajes, por lo que conoceremos cuanto ocurre desde el punto de vista de ambos personajes. Cada uno de estos capítulos se irá alternando con el diario escrito por Josephine, desde que conoció a Phillipe hasta que desemboca en la actualidad para entremezclarse y fundirse en la trama de nuestros protagonistas.

El libro se devora con rapidez. No es nada pesado. El hecho de alternar a estos personajes hace la historia más fluida y dinámica. La personalidad de todos ellos es irresistible: con sus miedos, sus frustaciones, sus pasiones… tampoco hay que dejar de lado a esos secundarios que mejoran y nutren la trama como la abuela Judy o el hermano de Silla, Reese, un personaje que no olvidaremos fácilmente. Todos ellos tienen su importancia y, sin ellos, la historia no hubiera funcionado como tal sino que hubiera quedado incompleta.

Animo a todos a leer este libro, sobre todo a aquellos que les guste todo lo relacionado con el mundo mágico, pero que sientan respeto por él e incluso temor por lo que todo ello encierra; estoy segura de que descubriréis un mundo misterioso y amargo, plagado de ilusiones y miedos, de sacrificios, lamentos y pérdidas… ¡os encantará esta historia!

domingo, 1 de abril de 2012

En el país de la nube blanca

Autor: Sarah Lark








SINOPSIS


Una inolvidable saga familiar en el exótico marco de Nueva Zelanda.


Londres, 1852: dos chicas emprenden la travesía en barco hacia Nueva Zelanda. Para ellas significa el comienzo de una nueva vida como futuras esposas de unos hombres a quienes no conocen. Gwyneira, de origen noble, está prometida al hijo de un magnate de la lana, mientras que Helen, institutriz de profesión, ha respondido a la solicitud de matrimonio de un granjero. Ambas deberán seguir su destino en una tierra a la que se compara con el paraíso. Pero ¿hallarán el amor y la felicidad en el extremo opuesto del mundo?
"En el país de la nube blanca", es una novela cautivante sobre el amor y el odio, la confianza y la enemistad, y sobre dos familias cuyo sino está unido de forma indisoluble.



OPINIÓN de Carolina Márquez Rojas

Tenía unas ganas tremendas de leer esta novela. ¿Por qué? Pues porque siempre me han gustado las novelas sobre aventuras, históricas, colonización de nuevos mundos, románticas, sagas familiares, aprendizaje sobre otras culturas... Bien, pues no me ha defraudado en absoluto. He terminado esta historia con satisfacción, alegre, emocionada, un poco triste también porque se me ha antojado cortísima pese a sus más de 600 o 700 páginas. No lo sé con exactitud, ni me he fijado, pese a que siempre lo hago, y es que esta historia me ha absorbido, enganchado, atrapado y emocionado hasta la última palabra escrita. También me ha dejado con las ganas de coger un barco y poder vislumbrar la bruma que rodea a Nueva Zelanda y que los primeros polinesios que arribaron a sus costas definieron como "la gran nube blanca"...

Tenía también ganas de leerla por otros motivos más personales. Debido a mi trabajo tengo mucho contacto con la cultura polinesia. No con maoríes, pero sí con los descendientes de aquellos que arribaron un día a "Aotearoa" (Nueva Zelanda), a bordo de la "Uruao", la canoa que los transportaba hacia la gran tierra de la nube blanca. Su cultura, no obstante, es la misma. Sus bailes, tradiciones, cantos, oraciones y tatuajes son los mismos. La "Haka" (canción de guerra) es la misma para todos los pueblos polinesios. Al principio de mi lectura pensaba que Sarah Lark se había olvidado un poquito de esta cultura tan diferente a la nuestra. Pero como si fuera adivina sobre mis pensamientos, al final consigue darme lo que yo quiero saber sobre la cultura maorí.

Esta es una saga familiar enmarcada en el contexto sobre la colonización de Nueva Zelanda. Un país nuevo, un continente nuevo, como lo fue también América, con sus particularidades y oportunidades. Leer este relato es adentrarse en un mundo de conquistadores, cazadores de ballenas, de ganaderos, criadores de ovejas y pastores, barones de la lana cuyo mayor interés, además de sus tierras, residía en la posesión de los apreciadísimos "Border collies", los perros pastores de la frontera para conducir el rebaño, los únicos perros pastores que poseen lo que se conoce como "the eye" (el ojo): con solo una mirada pueden dominar y conducir a los animales a su destino sin sufrir ningún daño. Sin ellos, y sin una raza de caballos fuerte, también importada desde Inglaterra, no hubieran conseguido su gesta.

Esta es también una novela sobre integración cultural. La convivencia entre colonos y nativos maoríes no puede ser fácil. Las tierras pronto se verán envueltas en un litigio en el que ambas culturas se enfrentarán. Sólo la comprensión, la tolerancia y el razonamiento podrán conseguir el acuerdo por ambas partes deseado. Pero eso costará mucha sangre y demasiadas lágrimas para los dos pueblos enfrentados, y únicamente las "Tohunga", las mujeres sabias, podrán conseguir ese entendimiento.
Los personajes son maravillosos, cada uno de ellos está tan bien construído y perfilado... incluso aquellos que aparecen poco durante la narración, y lo que se agradece muchísimo es que la autora no se olvida de ninguno de ellos y nos relata su evolución y sus destinos. La trama está fantásticamente bien construída y documentada, pero no está conclusa. Sabemos, o mejor dicho, intuímos, que habrá una segunda parte, la cual estoy deseando ya empezar a leer: "La canción de los maoríes", la continuación de una saga familiar extraordinariamente bien relatada y fascinante. Una historia además muy romántica que devuelve la fe en el amor como motor impulsor capaz de conquistarlo todo.

Espero que en esta segunda parte los "pakeha" (hombre blanco) y los "kai tahu" (nativos), lleguen por fin a entenderse y  froten sus narices en el saludo tradicional maorí. Bien, todos conocemos el resultado después de transcurrido tanto tiempo. Pero es increíble volver a vivirlo a través de un libro.


CAROLINA MÁRQUEZ ROJAS